¿Cómo crecer en un mercado en recesión?

Orlando Reyes

En chino la palabra crisis se traduce como Wei Ji. Esta palabra está formada por dos caracteres. El primero es Wei, que significa peligro y el segundo es Ji, que significa oportunidad. Para crecer en un mercado en recesión y con altas tasas de desempleo veamos esta crisis como una gran oportunidad.

1. Si el mercado no crece, cree uno y cámbiese:
Las crisis están llenas de oportunidades. Este es un momento donde las personas, los productos y los procesos están cambiando a una velocidad enorme. Busque aliados, encuentre nichos de mercado y redefina su propuesta de valor a las nuevas necesidades de los clientes. En 1837, Estados Unidos entró en una depresión económica que disparó la inflación y el desempleo. Procter & Gamble nace de la unión de dos empresarios, William Procter y James Gamble (cuñados), que decidieron unir fuerzas en las producciones de sus negocios de cirios o velas y jabón.PUBLICIDAD

2. Si tiene menos clientes, reduzca sus operaciones
Atrás quedaron los tiempos de tener muchos locales por la ciudad, extensas líneas de productos y una gran operación. Ahora es tiempo de achicarse para después volver a crecer. Enfóquese en su 20% – 80% , métale al comercio electrónico, entregas a domicilio y tener una operación ágil y costo efectiva. Fred Smith creó Fedex en 1971 pero no comenzaron a operar hasta la recesión económica de 1973 cuando sus fundadores se dieron cuenta de la necesidad de entregas rápidas a diversas ciudades del mundo.

3. Si tiene que reducir personal piense en nuevas formas de asociarlos
Si hay algo que ha demostrado esta Pandemia es que hay nuevas formas de emplear. Desde los asociados de ventas hasta la tercerización de servicios. La relación empleador y empleado ha cambiado para siempre. En 2008, el mercado inmobiliario se derrumbó y se produjo una crisis bancaria que provocó el colapso de numerosas instituciones financieras. Pero esto no fue un impedimento para el nacimiento en 2009 de la conocida empresa de transporte Uber donde sus conductores no son empleados de la empresas sino asociados.

4. Si tiene que robar mercado piénselo 2 veces
La vieja guardia hablaba de robar mercado, de ser los primeros del mercado y vencer a la competencia, cuando en realidad el objetivo de toda empresa debe ser mantenerse en el mercado a lo largo del tiempo y ganar la preferencia de los clientes. Ahora se colabora para hacer crecer el mercado. Vea como lo hace la industria de la música con las famosas colaboraciones de artistas y muchos restaurantes en Panamá que se unen en la semana de la hamburguesa, la semana de las alitas y en cuanto evento puedan sinergizar. Las guerras comerciales solo traen perdidas económicas para sus actores.

5. Si tiene procesos manuales, automatícelos
Si en estos 6 meses de cuarentena total y paralización comercial no entendió que todo lo que pueda ser automatizado en una empresa debe automatizarse, que todo lo que pueda digitalizarse debe digitalizarse y todo lo que nos ayude a ser más eficientes en nuestras tareas diarias como el uso de inteligencia artificial y la robótica entonces mejor “Apague y vámonos”.

6. Si sus costos fijos y variables no le dan más, busque nuevos proveedores y renegocie.
Vivimos tiempos sin precedentes para esta generación. Muchos negocios en quiebra, gran cantidad de desempleados, muchos locales vacíos y empresas ajustándose a los nuevos tiempos. ¡Hay que regatear! La única manera de estimular la demanda es ajustando la oferta y esto no lo digo lo dicen todos los economistas y para nadie es un secreto que Panamá se había puesto carísimo comparado con otras latitudes.

Este es un momento para los valientes, para los innovadores, para los líderes y para todos aquellos que ven en esta crisis el ¨Ji¨ y no el ¨Wei¨.