COMUNICADO AL PAÍS, en relación a la inclusión de Panamá en la lista negra de la Unión Europea.

Como panameños lamentamos estas medidas injustas y discriminatorias de parte de la Unión Europea. Es inaceptable que no se entendieran todos los esfuerzos que Panamá ha realizado tanto en elaboración de leyes como estructuras para ser más transparente en materia fiscal.  

Debemos aprovechar esta coyuntura para plantearnos como país una estrategia para salvaguardar nuestra competitividad del sistema financiero y fiscal, en función de lo que necesitamos como panameños para ofrecer al mundo, y no lo que nos están imponiendo organismos foráneos.

  Todas estas imposiciones externas tienen un impacto y generan un sacrificio al país. A parte de restarnos competitividad, los impactos tangibles a mencionar son los depósitos internacionales en el sector bancario cayendo 8%, merma en los negocios marítimos y poco a poco en la muerte de los negocios de sociedades anónimas, a cambio de más sanciones. 

Instamos al Gobierno de Panamá a utilizar todas las vías diplomáticas que existan para divulgar todos nuestros avances en materia fiscal y protestar ante estas decisiones arbitrarias y discriminatorias en contra de nuestros mejores intereses como país.